domingo, 2 de mayo de 2010

MADRE:


Otro día "señalado" del calendario. Señalado a dedo por nosequién inventó el día y nosequien que lo instituyó.No soy muy partidaria de las fiestas de calendario,desde hace un tiempo. Prefiero celebrar mis propias fiestas,y si se repiten a lo largo del año,mejor. Pero hoy, hoy que dicen que es el día de la madre...



También dicen que ya no estás, y te siento viva. A mi lado me hablas en susurros, siempre tan dulce. Sigues siendo como una niña, con mucha sabiduría; la que te dio el último año con nosotros,sobre todo. Tú supiste antes que nadie que pocas cosas valen la pena, y esas pocas cosas son lo que somos. Decías sonriendo y segura que eras feliz, y luchaste por esa felicidad dándonos una lección a los demás.



Miro atrás, y te veo junto a mi; siempre dispuesta para el mundo de los que amabas, menos para el tuyo propio. Lo acotaste, en nuestro favor, y no siempre supimos pagarte el sacrificio. Tampoco fuiste perfecta,pero supiste crecer, en el último momento, dar el "estirón". Inolvidable tu ternura, inolvidable tu mirada.


Sé que estás a mi lado,te presiento en la noche, calmando mis desvelos. A veces oigo tu voz diciendo "calma,todo está bien", y sé que tienes razón, aunque lo atribuya a un sueño, me calmo. Como cuando era niña y me refugiaba en tus brazos,te siento acariciando mi mejilla. Sabes que todo está bien, como tiene que estar, e intentas trasladarnos el mensaje,pero...,¡somos tan torpes los mortales!.


Seguiré luchando,mamá, no te preocupes. Porque sé que te tengo aunque no te tenga...,más que nunca, más que en tiempos. Pero ahora tengo que parar de escribir,porque este tonto sentimiento de añoranza me salta las lágrimas,y no veo lo que escribo. Sabes que no es tristeza,es otra cosa.


Te quiero mucho.

6 comentarios:

Marmopi dijo...

Precioso, Atlan! Y ella sabe todo lo que aquí has dejado escrito. Seguro que es consciente de todas y cada una de las palabras que la dedicas.

Un abrazo!

Lara dijo...

Dicen que nadie muere mientras haya alguien que le recuerde. Y yo me lo creo porque lo siento. Siento que mi otra madre está viva pese a su inevitable muerte. Mi abuela. Por eso creo que tu madre nunca se irá porque tenía mucho aún que velar por ti. Mucha sabiduría que aportar desde su ausencia.

Un abrazo.

Atlántida dijo...

¡Uff, como sois, que mágicas las palabras, nenas!.
Abrazos pa las dos.

marapez dijo...

Una vez una amiga me comentó que observaba muy detenidamente a sus padres (sobretodo a su madre) porque de ella estaba aprendiendo a como envejecer... a veces no estan con nosotros, pero siguen enseñándonos!!.
Un beso!!

Daniel Mesa dijo...

Un escrito muy personal y sentido, me gusta. Sigue así, todo lo que sale del corazón debería ser mostrado.

Atlántida dijo...

Gracias, Mara, muy cierto lo que decía tu amiga. ¡Y bienvenida!

Sigo,sigo,Dani..., si tú también me sigues leyendo :)

Publicar un comentario